Una vez, siendo niña, sentí la soledad de su resplandor, aquel brillo perdido en la inmensa oscuridad, sólo quebrada por el leve fulgor de las estrellas, sus eternas compañeras. Aunque nunca negué su belleza, no pude evitarlo, me compadecí tanto de aquel extraño destierro que en mi inocencia, fui haciendo mío y me imaginé que era una mujer...

domingo, 31 de mayo de 2009

EL CUENTO Nº21 DE LA LUNA OSCURA. LAGRIMAS DE UN "TE QUIERO"





Era primavera y los suspiros aquella noche despertaron a la luna haciendo que se sintiera romántica otra vez.

Cómo le gustaban esas noches en las que se volvía indiscreta ante el amor, y jugaba a regalar a los amantes segundos en los que podían contemplar sus miradas. Esas que nunca olvidarían porque de ello se encargaría ella, de ser su recuerdo y acompañarlo de una melodía de luz.

Cómo le gustaba también ser testigo de los primeros besos robados y regalados, y del sonrojo en mejillas que aún conservaban la inocencia; de las primeras caricias en secreto, y de cómo se moldeaban los cuerpos entregados por primera vez bajo su brillo único, porque también a ella la besaron y moldearon en el candor, en un recuerdo quizás inventado sólo para la dama.

Pero quizás, lo que más la llenaba era escuchar en la noche la entrega en palabras sinceras. Y había escuchado tantas. Las coleccionaba y a veces incluso las ofrecía a aquellos enamorados indecisos inspirándoles.

Cuánto se alegro de aquel "te quiero" que un hombre regalaba con toda su emoción a una mujer, mientras le pedía que compartieran su vida, porque sabía que habían nacido el uno para el otro, rompiendo todos los tópicos y yendo más allá de la realidad. Y como la mujer respondió lo mismo sin palabras, llenando con sus lágrimas un beso.

Y cuánto se entristeció de aquel "te quiero" que sonaba a despedida, mientras unas manos se tocaban por última vez. Cuánto dolor dejaban esas palabras y cuántas lágrimas de añoranza. Porque no se pronunció antes, pero se vivió cada segundo de su vida y ahora ésta se había agotado, dejando el amor para un tiempo fuera de las fronteras de lo real de ese momento.

Pero hubo un tercer "te quiero", uno solitario que una joven pronunciaba en las oscuridad de su cuarto, mientras contemplaba a través de su ventana como una pareja se besaba.

La luna no pudo evitar pensar en todos aquellos amores no correspondidos, y que al final siempre acababan en ella. Aquellos amores llenos de dolor y de lagrimas que ella misma completaba sin saberlo.

No pudo ser de otra forma, el romanticismo, ante esa joven , se torno en tristeza, la suya, y quiso arroparla para que no doliera tanto.

Se quedó con ella consolándola en la blancura de su manto y ofreciéndola sueños de amor que la hicieran creer que ella también amaría algún día, y diría las palabras "Te quiero", y ella las escucharía, como escuchaba todo.

Pero la joven no quiso soñar y en silencio se entregó al sufrimiento de quién amó en soledad. Sabía que había muchas lunas pero esa no era la suya. Y mientras veía a la pareja entregada en un beso que no era el suyo, renegando de la luna, no pudo evitar susurar "Te quiero, Te quiero"

viernes, 29 de mayo de 2009

PUES YO CON ALGUNOS PEQUEÑOS ANIMALILLOS COMO QUE NO PUEDO JA JA JA JA JA.




Claro luego me llamáis Juanita Calamidad, pero es que parece que todo me pase a mi, o a lo mejor le pasa a todo el mundo, pero yo le doy más importancia. No sé, pero el caso es que últimamente parece como si llevara colgado un cartelito en la frente que ponga "venid a mi, cosas extrañas, para que luego lo cuente en mi blog y bloggerland se entere de todo".

Ayer, sacando a rocky a pasear, íbamos tan tranquilamente por el camino del canal y se nos cruzo una serpiente que parecía la doble de la película de anaconda. Joder que susto me metió, de verdad. vamos que cogí a mi perro en brazos y parecía que iba corriendo a cámara rápida, pensando que iba detrás de nosotros. Aunque seguro que del grito que metí, la pobre repto más rápido que yo, y a lo mejor esta vete tú a saber donde (espero que muy lejos).

Y lo peor es que no es la primera vez que me pasa. Porque aquí cuando llega el calor, no se de dónde salen de verdad, y que miedo que me dan. Pero por ahora voy a cambiar mi lugar de paseo.

El caso es que eso me ha hecho reflexionar y me he sentido como Felix Rodríguez de la Fuente, realizando un amplio estudio sobre la fauna que puebla este maravilloso lugar donde vivo. Y joder no penséis que hoy me voy a meter con las asiduas y demás convecinos que me tratan como si fuera una forastera. No, faltaría más, eso mejor lo dejo para otra ocasión, que habrá muchas seguro.

Podríamos empezar con los invertebrados, diciendo que aquí abundan caracoles, e insectos y arácnidos a mansalva. Destacan las moscas cojoneras que como se te meta una en casa vas lista para sacarla, y que tienen la maravillosa costumbre de cuanto te echas un rato la siesta acudir a tu cara para despertarte, lanzándose sobre tu nariz y boca, porque en el fondo quieren liberarte de esa habito tan nacional nuestro.

Y por la noche,grillos. que al principio te embelesan con sus melodías, pero como tengas una noche de esas que te cuesta dormir....maloooo. Y claro mientras los grillos cantan, las arañas tejen en los techos hermosas telas de araña, que al principio molan porque dan un toque rústico a la casa, e incluso de vez en cuando atrapan alguna mosca, pero al final tienes que motivarlas para que salgan de tu casa, sobre todo cuando llegas un día, después de trabajar, y te das cuenta que han tejido una tela en el hueco de la cerradura. Malditas arañas ocupas.

Y si aquí te duermes con el canto de los grillos, prepárate a despertar, y aquí empezamos a hablar de los vertebrados, a la mínima luz de sol, con un tropel de pajaros que aquello parece la película de Hitchcock, de la especie "Pajarracus deloscojonis". Y es que de verdad mira que me gustan, pero que son las seis de la mañana y no puedo bajar el volumen ja ja ja ja ja ja.

Claro está, como esto está rodeado de campo, imaginaros la cantidad de ratoncillos, que monos ellos, que hay. Monos por decir algo, que el año pasado se me metió uno en el trastero y se comió media instalación eléctrica. Tranquilos amigos protectores de los animales, que no se electrocutó, que casi la que se electrocuta soy yo, cuando descubrí que habían pelado los cables. Menudo chispazo me arreo.

Eso sí, qué hermosos están los gatos en mi pueblo, porque gatos hay muchísimos, y son los que controlan para que no venga el flautista de hamelin, porque aquí la música de flautas no debe de gustar mucho. Joder hay uno por aquí que eso parece una pantera negra, da miedo y todo, es que ni se mueve, vas a salir con tu coche y está tomando el sol, y tienes que buscarte la vida, pero que el gato por sus cojones no se mueve. A lo mejor es que es el rey de los gatos. Si le da miedo hasta mi perro, y a mi de que se lo coma (el gato a él, claro ja ja ja ja ja).

Ahora perros abandonados ninguno, que aquí todos tienen dueño y estamos muy concienciados. Y todo lo más algún zorro que por la noche se acerca a los cubos de basura, dándote un susto del quince. Mira que son bonitos,pero como imponen... Y cualquiera se lo lleva a su casa. Hacía mucho que no se veían por aquí y a mi me encanta verlos, así libres. Pero de lejos, que me dan miedo.

Todavía en los campos cercanos salen rebaños de ovejas y cabras, y algún que otro pastor todavía las acompaña en borrico. Mira esa sí que es una escena que me encanta. Aunque, que putada cuando llegas tarde al trabajo y están cruzando la carretera, y te tienes que parar. Y mira que me gustan los animales, pero "me caguen tooo que llego tarde y a ver como lo explico en el trabajo", que esto va a ser como lo de "no, no he traído los deberes porque se los ha comido el perro". Porque lo creáis o no tengo compañeros que se creen que las ovejas solo existen en las películas ja ja ja ja ja ja.

Y claro si hablamos de conducir, preparaos porque conducir por estas carreteras comarcales que pasan por montes, es como visitar parque Jurásico, y no por que te vayas a encontrar Dinosaurios. No, por eso, sino por lo peligroso. Ya me gustaría ver por aquí a Fernando Alonso o Carlos Sainz.Porque se te pueden cruzar conejos, liebres, y hasta jabalies. Y no es broma, que volviendo yo una noche se me cruzo uno que creía que me mataba del frenazo que metí, porque si me choco con eso, me destroza el coche y a mi. Eso no parecía un jabalí, parecía un elefante.

Pero por todos esos puedo pasar. Por donde no puedo pasar, y lo siento, es por que se me atraviese una culebra, o un lagarto. Que aquí haberlos también los hay, y esta primavera en abundancia. No puedo, no puedo, no puedo....

Y mira que me declaro amiga de todos los animales, pero de algunos por favor muy lejos. Ay Anaconda no vuelvas por favorrrrrrrrrrr.

Y ahora claro llamarme juanita calamidad, o exagerada, ja ja ja ja ja ja ja ja ja. Bueno, algo de sangre andaluza tengo. Pero en todo caso si me tenéis que llamar algo prefiero que me llaméis Ana.

Un besito y feliz fin de semana para todos. Y Nota: Durante la realización de este post ningún animal sufrió malos tratos.


jueves, 28 de mayo de 2009

EL SEXTO CUENTO DEL DIABLO Y LA LUNA OSCURA. PREMONICIONES

CUENTO ESCRITO POR DIABLO Y LUNA OSCURA

Desde que murió su abuelo, sintió que algo había cambiado en ella. Todavía recordaba aquella noche, en que siendo niña, tuvo miedo de dormirse y les pidió a sus hermanos que dejarán la puerta de su habitación abierta para sentirles. Su abuelo había muerto y sus padres no estaban en casa.
Se quedó dormida y en mitad de su sueño, sintió un frió que la hizo despertar, y allí estaba él, en mitad del pasillo, mirándola con esos ojos vacíos. No pudo moverse, simplemente el miedo se apoderó de ella y lo único que pudo hacer fue cerrar sus párpados fuertemente. Al abrirlos, pasados unos segundos, su abuelo ya no estaba pero ella no dejaba de temblar. Nunca dijo nada

Se pasó años en la creencia de que aquel episodio había sido parte de un sueño, pero luego, en días de viento, oía voces que pronunciaban su nombre. Y otra vez, el miedo frío.

Otra noche soñó con un viejo con barbas blancas y largas que la miraba. Recordaba el sueño perfectamente, y una tarde de verano, pasados algunos años, se encontró con él, y era real. Al día siguiente murió.
Lo sabía, algo en ella no era normal, pero no sabía explicar el qué, hasta que aquel día, cuando oscureció y fue a dormir, soñó con un espejo. No se atrevía a mirar pero acabó por ponerse frente a él. En un principio el reflejo que se vislumbraba era la completa oscuridad para, poco a poco, ir formándose una etérea figura que se convertiría en su propio reflejo. Inicialmente no se reconocía porque había algo con lo que no terminaba de identificarse ella misma. Se miró a los ojos fijamente y no era su mirada. Al instante, la reflectante lámina se rompió en mil pedazos como una frágil capa de hielo al ser pisada. Despertó sobresaltada, sentándose en la cama, bañada en sudor y con las dilatadas pupilas fijas en la pared frontal. Unos instantes para sosegar su respiración entrecortada e intentar rebajar las palpitaciones. Se levantó de la cama para tomar un baso de agua con el que humedecer un poco su reseca garganta...



Un café y unos cereales. Mientras se disponía a desayunar apareció su madre en la cocina. Se percató de las marcadas ojeras que se dibujaban en su rostro. No pudo evitar preguntarle a que se debían. "¿Has pasado mala noche hija?" le interpeló amorosamente. Sosteniendo la taza dudó unos instantes. Daba vueltas al azúcar del café y sin dejar de observar el líquido pasó a narrarle la pesadilla de la noche anterior. Su madre escuchó atentamente mientras reflejaba un cierto estado de nerviosismo. Sin embargo intento calmarla, tal vez para intentar calmarse a si misma también. Un protector abrazo y un largo beso en la frente. Tras este episodio, comienzo de la rutina diaria parapetándose en ella para intentar olvidar el mal trago nocturno.

Llegó a su trabajo intentando desprenderse de esa sensación, quizás sí, quizás la rutina haría que se sintiera como alguien común. Entro al ascensor, pulso el botón de la quinta y mientras subía se dio cuenta que iba apoyada contra el espejo, y se giró, pero respiro tranquila al comprobar que sólo estaba ella, y que uno de sus mechones se había soltado.

Casi le dieron ganas de reír. "sólo ha sido una pesadilla". Al salir del ascensor se encontró con un compañero


-Voy a por café, ¿te apetece uno?

No le dio tiempo decir que sí, su compañero ya estaba en el ascensor y detrás de él, en el espejo, aquel reflejo, tan igual a ella, pero sin serlo, igual que en su sueño. Al verlo, ella no pudo evitar palidacer y al cerrarse la puerta casi se desvanece en el vestíbulo mientras su cabeza no dejaba de repetir "Me estoy volviendo loca".

Camino como pudo hasta su mesa entre buenos días que apenas llegaba a oír.

No podía concentrarse y sintió que la faltaba el aire. Decidió ir al baño y enfrentarse a su miedo, y al llegar allí la estaba esperando, en cada uno de los espejos. Quiso mirarla de frente, preguntarle quién era, y al ir a tocar el espejo, el reflejo desapareció.

Vio su cara, estaba pálida, no no podía quedarse ahí, y salió corriendo del edificio. Cogió su coche y decidió regresar a su casa. Había mucho tráfico, era hora punta. Su estado alterado hizo que se le cayeran las llaves un par de veces antes de poder abrir el coche; su pulso era acelerado, sus manos temblaban como casi el resto del cuerpo; la respiración agitada y ese sudor frío empapándola a pesar de la temperatura agradable que hacía. Consiguió acertar por fin con la cerradura; arrancó el coche sin ni siquiera colocar el retrovisor que había metido al aparcar el coche; salio acelerada, casi derrapando, un coche que venía en ese momento tuvo que frenar en seco para no colisionar con ella. En su cabeza los ruidos de la calle, la gente andando, el griterío de los niños, los motores de los coches, el rugir de los tubos de escape, el de las motos, el claxon del coche de al lado, su mirar nervioso sin ver, su mano en la frente, la respiración agitada, su pulso acelerado, la cabeza dando vueltas, estado de mareo, la nausea, el conductor de al lado increpándola, señales, humo, gritos, gritos y más gritos, paso de peatones, semáforo, ¡ROJO! y una mujer que cruza corriendo como si huyese de algo justo ante ella, frenazo en seco, chirriar de ruedas, el sonido de un fuerte golpe, un grito desde la acera y un cuerpo rodando por su capó para caer inmediatamente delante de su vehículo… Por un segundo sus manos quedaron agarrotadas en el volante…incapaz de soltarlo. Abrió la puerta con el rostro lleno de lágrimas. El cuerpo yacía inerte en el asfalto mientras un gran grupo de gente salía corriendo y rodeaba la escena murmurando… Se agachó y giró levemente a la chica atropellada. Su cara se quedó más blanca aun de lo que estaba hasta el momento. Se vio a ella misma…o al menos parecía. Era asombroso…dos gotas de agua. Si no fuera porque la miró a los ojos fijamente y no era su mirada. Y la chica atropellada, en el suelo rodeada de un charco de sangre con los ojos desorbitados, solo consiguió balbucear “ahora se que no era tan solo una pesadilla….que no era yo”



miércoles, 27 de mayo de 2009

MI VIDA EN MUSICA. SEGUIMOS CON LA CAÑAAAAA.




Bueno lo prometido es deuda. Ya os dije que la semana pasada me quede corta con esto de recordar la música cañera que nos ofrecieron en los ochenta muchos grupos.

Os recordé algunas bandas de los setenta y casi de los sesenta, pero que aquí en España sonaron con fuerza en los ochenta, y bueno, para muchos siguen sonando. Y si no que se lo digan a mi vecina cuando me da el punto Heavy y pongo el equipo a toda pastilla ja ja ja ja ja.

Recordamos vídeos de ACDC, Led Zepellin, Black Sabbath, Deep Purple, Kiss y Warlock. Pero hay más.

Cuando os ponga esta canción, seguro que la conocéis todos. Es de los Van Halen y en esto del Hard Rock también dejaron su huella. Algunos los consideraron los seguidores de Led Zepellin. A ver si os gusta.



Pero qué os parece algo un poco más heavy metal. Tengo que decir que a veces me cuesta distinguirlos, saber dónde empieza el heavy y donde el hard rock.

Pero el caso es que haya caña y estos si que la metían. Uno de mis amigos heavys, decía que desayunaba con esta canción. Son los Def Leppard. Así que cuando pregunte el cantante, que si no me equivoco es Joe Elliott, si estáis preparados gritad que síiiiii.



Y claro si os pongo a los Def y no os pongo a los Iron Mayden, puede que me persiguieran en mis pesadillas, pero con una confesión: Para mi muchas de sus canciones son demasiado, y a veces hasta me rallan (ahora seguro que sí que me persiguen).



Y claro como no voy a hablar de este otro grupo, si ya me he metido en el Heavy y ahora no puedo salir así como así. Pues venga, no salgamos.Son los Judas Priest y me están dando unas ganas de ponerme algo de cuero ja ja ja ja ja jaj a. A mi estos me recuerdan Benidorm. Sí lo siento. Recuerdo que íbamos a un pub el Pig and Whistle, donde ponían cantidad de música Heavy, y había unos tíos impresionantes, llenos de tatuajes. Entonces conocí a un holandés que.... UNA LECHE OS VOY A CONTAR ESO ja ja ja ja jaj aj a.



Pues el caso es que el siguiente grupo también me recuerda ese Pub. Había un heavy de edad avanzada que abultaba muy poquito, pero que tenía una colección de camisetas de Sepultura. Había ido a muchos de sus conciertos, y creo que lo llevaba en la sangre.

Un día tengo que hacer una entrada de las peripecias de mi amiga y yo en Benidorm (vaya veraneos nos pasamos ja ja ja ja ja), y si me animo os hablo del Holandés, MADRE MÍA COMO ESTABAAAAAAAAAAAAAAA.

Pensando qué vídeo os iba a poner, me ha salido uno para que luego digáis que la música heavy no puede ir reñida a lo clásico. Y sí señores el que canta con Sepultura es Pavarotti.



Y claro tengo que ir acabando, y madre mía todavía me quedan muchísimos grupos. Jolines que díficil es estooooooo. Pues nada que me tocara todavía martillearos con esta música quizás un par de entradas más.

Y para acabar, otra vez algo rockero. Y os lo confieso esta canción me encanta. Y seguro que a vosotros también. Son los Twisted Sister, y preparaos a mover todo el cuerpo.



Un besito muy fuerte para todos.

martes, 26 de mayo de 2009

EL CUENTO Nº20 DE LA LUNA OSCURA: LA GOTA DE ROCIO




Fue una noche con perfume de jardín, y la luna al despertar no pudo evitar respirar la fragancia y llenarse de ella en su luz.

Qué hermosa lucía nuestra dama de plata. Si la hubierais visto... estaba exultante de belleza en esa nocturnidad cálida y llena de aromas.

Decidió visitar su jardín de rosas y respirar hondamente el perfume de la pureza y la frescura de la tierra.

Al llegar, contempló su vida en cada rosa blanca, y llenándose de recuerdos sintió nostalgia. Y en esa dulce melancolía, el nacimiento de una gota de rocio, la más perfecta.

Porque esa noche nacieron muchas con el tintineo del agua y de la vida en su interior, pero sólo una recogió la melodía nocturna de la luna. Y cómo brillaba a su luz.

Qué suerte tuvo, que en su corto viaje por la brisa vino a caer sobre el pétalo de la rosa que contenía la añoranza del amor.

Y la luna, nuestra luna, no pudo evitar ver como la gota se deslizaba suavemente por su recuerdo casi sin producirla dolor.

Cuántas noches de gotas de rocío la esperaban, pero sólo en esa sintió la necesidad de contemplarse, atraparla en su reflejo y conservarla en su manto de luz.

Tanto se acercó a su jardín que al hacerlo la rosa tembló en su corazón y la gota se escurrió a través de la luz, continuando su viaje, cayendo y entregándose a la tierra.

Quizás no era la gota destinada a ser lágrima de luna, quizás esa noche no tendría lágrimas, sólo recuerdos dulces, quizás y sólo quizás, esa gota no era la suya.


domingo, 24 de mayo de 2009

EL SEXTO CUENTO DEL DIABLO Y LA LUNA OSCURA. EL ANIVERSARIO

Cuento escrito por el Diablo y la Luna Oscura.




-Hola mi vida. Ya estoy aquí como todos los domingos. ¡Hoy he tardado un poco más!. Ya me perdonarás, pero es que en la floristería del barrio no tenían esas rosas que tanto te gustan, así que he ido a buscarlas un poco más lejos. La verdad es que son preciosas con este rojo tan intenso. ¿Sabes?....Te echo de menos. Ya, ¡ya lo se!... Te lo digo todos los domingos. Pero hoy te echo de menos especialmente… ¿Has visto que sol hace?. Hace un día como aquel en el que paseábamos por la playa. ¿Recuerdas?... Tu te reías de mi porque, mientras te miraba al hablar, tropecé y me empapé toda la ropa…¡Iba calado hasta los huesos!... ¡Pero como te reías!...Y el sol, a la tarde, brillaba en tus ojos y se reflejaba en tu pelo moreno como no queriendo acabar de esconderse en el horizonte… ¿Quién esperaría que, justo tres días después, esas risas se tornasen lágrimas?.... Mi amor…te echo de menos…y daría mi alma por volver a rozar tus labios aunque fuese tan solo una vez más… Por poder arrancarte de esta fría estancia de piedra…


- Si supieras mi amor cuánto me duele no poder ahora mismo acariciarte y, mientras lo hago, decirte lo mucho que te sigo queriendo. Claro que recuerdo esa tarde, y nuestras risas que prometían que todo iría bien simplemente porque estábamos juntos.

¿por qué sentí que en ese momento soltaste mi mano? ¿Por qué ahora sólo te veo a ti, y fuera de ti, todo es oscuridad? ¿Por qué cuándo no estás tengo frío?

Quisiera volver a esa playa, y sentir el sol suave sobre nosotros, detener ese momento y sentir de nuevo tu mano.

Díme ¿qué pasó? ya casi no recuerdo. Y el resto, eres tú y este dolor que sufro y ahora más, y dentro de un rato cuando no estés más.


-... que se ha convertido en tu morada eterna tras....... No se puede ir contra el destino. Y sin duda alguna ese día estaba escrito con pluma de dolor sobre negro papel. ¡Lo habíamos planeado tan bien!. Un día en velero, tu y yo solos visitando los acantilados...Y al amanecer lucía un sol esplendido. Fuimos al puerto con todo preparado y nos adentramos un poco en alta mar antes de dirigirnos a la zona prevista...Aprovechaste para broncearte un poco mientras la brisa te refrescaba. Después nos encaminamos hacia la zona del farallón, donde el agua era azul turquesa y había alguna que otra pequeña gruta a los pies de los gigantes rocosos. Al llegar tú estabas deseando zambullirte en las aguas. Nadabas, saltabas, me salpicabas...¡Cómo una niña traviesa! JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA... Y como una niña traviesa y curiosa...entraste en una de las cuevas que viste...justo antes de que comenzara esa traidora tormenta que llegó sin dar ningún tipo de aviso...Hoy hace un año...y lucía un sol como este...

Sigue mi amor, no pares, recuerdo..

El sonido del mar y tu voz acariciando mi nombre. Creo que nunca fui tan feliz.

Quise ser como una niña y jugar al escondite contigo para seguir oyendo tu risa, y me adentré en una cueva y yo te esperaba, pero no viniste

¿por qué no viniste?.

Algo fuera cambiaba, el sol se ocultó y el agua se volvió fría, y yo gritaba tu nombre hasta que se ahogaron mis palabras, y a lo lejos vi tu mano.

Dime, dime, dime por qué recordar me está doliendo tanto.


-...Mi amor...un año...Y es como si hubiera pasado un siglo. Hoy he reunido fuerzas. La he buscado por todos los rincones de mi ser, la he acumulado y vengo a estar contigo. Y como tu recuerdo y la imposibilidad de tenerte ha envenenado mi ser hoy enveneno yo mi ser en revancha. Me echaré aquí, junto a tu lápida, para alcanzar pausadamente el sueño eterno que me lleve a tu lado. Cuando llegue junto a ti, te entregaré este ramo de rosas como la sangre...esas que tanto te gustaban. Porque aquel día, con las olas azotando el casco del barco, el agua arranco de mi mano la tuya al intentar retenerte deseperadamente...y contigo se quedó lo más preciado de mi ser. Hoy es un día especial porque volveré a pasear contigo...Hasta ahora mi vida...


Ahora lo sé y no lo he soñado. Fui yo la que te dejé, la que no tuve fuerzas para coger tu mano. Fui yo.

No te veo mi amor, no te siento, no quiero dejar de sentirte ¿por qué ?

Háblame, di mi nombre aunque sea por última vez.

¿dónde estás? sólo veo una luz que viene a mi. Tengo miedo.

Y ahora... TU

¿Qué hacemos?

No me lo digas, simplemente coge mi mano. No sabía lo mucho que te echaba de menos, hasta ahora. ¿Y esas rosas? ¿Son para mi?


viernes, 22 de mayo de 2009

ME LLAMO ANA Y SOY UNA ADICTA AL AMONIACO JA JA JA JA JA




Ya me vale, resulta que me tiro meses esperando tener unos días libres, y antes de que lleguen me hago el propósito firme de descansar y despejarme. Ya me veía a mi misma en mi jardin querido con un libro en la mano, leyendo a la sombra del ciruelo, toda mística...Málditos propósitos que luego no se cumplen.

Porque realmente esta vez me apetecía quedarme en casa y descansar y hacer todas esas cosas que cuando estás sumergida en el stress del día a día no puedes hacer.

Pero la culpa la tengo yo que soy de culo inquieto y cuando no tengo nada que hacer al final acabo aburriéndome. Porque leer si he leído algo, ver algunas películas que quería, también, pero claro son muchas horas las que tiene el día, y al final te aburres ¿Y que es mejor para el aburrimiento? Pues un poquito de limpieza en la casa, que también iba tocando. Si es que encima de culo inquieto soy masoquista ja ja ja ja ja ja ja ja y maruja.

Decidí empezar por el baño, así que me enfunde mi traje de marujilla (unas mallas y la camiseta más guarra que encontré), me hice una coleta, puse la música a toda pastilla, y prepare la mezcla explosiva: un cubo con un buen chorro de amoniaco. Y es que en esto soy tradicional, y lo mejor para sacar lustre a los azulejos es el amoniaco.

Cual Karate kid, me puse con la bayeta en mano dispuesta a pulirlo todo, sin tener en cuenta los efluvios que me rodeaban, y es que me pase con la mezcla, y acabe medio dopada.

Y es que esto de los productos de limpieza tenía que ser como los medicamentos. Porque sí, nos dicen que no los bebas, no les prendas fuego, hasta donde los tienes que guardar, que los mantengas lejos del alcance de los niños, pero realmente no te hablan de los efectos secundarios, perdón que ahora los llaman posibles efectos adversos, que tiene inhalarlos.

Os lo confieso hubo un momento que estaba tan dopada que hasta se me ocurrió escribir el cuento macarra de la luna oscura. Sería por la música que estaba escuchando. También me plantee seriamente por qué en los armarios del baño guardo infinidad de productos de belleza de todo tipo que luego pocas veces utilizo, y me plantee una pregunta filosófica ¿será por qué soy mujer?

Y luego llego, él , el maldito dolor de cabeza. Y es que pensar no es muy bueno a veces. Vamos como si estuviera de resaca pero sin beber. Ahora eso sí, mi baño más limpio que la patena, y con un lustre en los azulejos que hacía daño a los ojos.

Respecto a la pregunta, todavía no he encontrado una respuesta definitiva, pero lo haré, y mientras seguiré comprando más potinguillos. Más que nada porque ahondar en una investigación filosófica de este tipo, requiere un trabajo de campo ja ja ja ja ja.

Me he planteado seriamente dejar de utilizar el amoniaco o empezar a reducir la dosis, porque creo que soy adicta. Y la prueba es que al día siguiente me puse a limpiar las ventanas, y me costó resistirme, veía la botella y parecía que me llamaba "Anaaa No utilices el cristasol, utilizame a mi".

Joder, lo confieso, no me pude resistir y volví a llenar el cubo echando esta vez menos dosis de la recomendada. Qué maravilla, que limpitos quedan y casi sin esfuerzo.

Dios tengo un problema a parte de ser una adicta al amoniaco, creo que soy una adicta a limpiar cuando no tengo nada que hacer.

He decidido esconder el amoniaco en el trastero. Todavía desprenderme de él es algo que me llevará algún tiempo e incluso he comprado uno de esos productos "que lo limpia tó" como sustitutivo, aunque no me cae tan bien.

Propósito para hoy: limpiar la cocina, aunque sea viernes ¿podré conseguirlo? No lo sé, ¿sentiré las voces de la botellita desde el trastero?Tampoco lo se. Pero se que tengo que limpiarla, y además todavía me quedan un par de días libres, y acabando la cocina lo habré acabado todo.

Pero.... ¿y mañana? Pues mañana espero salir y despejarme, porque si no, madre mía no quiero ni pensarlo, sólo me quedaría la plancha. Y eso, eso nunca ja ja ja ja ja ja ja ja ja.

Un besito muy fuerte para todos y espero que paséis un buen fin de semana no limpiando, claro.

Y que no vale que os ofrezcáis ahora todos para que si me aburro me pase por vuestra casa con mi set de limpieza. No me hagáis eso ahora que me estoy quitando.... (y suena Extremoduro)


jueves, 21 de mayo de 2009

EL CUENTO Nº19 DE LA LUNA OSCURA: LA TORMENTA Y LA LUNA




Llego la noche en mitad de una tormenta.

Los dos vientos, el del norte y el del sur, se encontraron cara a cara, y comenzaron a agitarse arrastrando nubes oscuras. Y aunque los arboles, aferrados a la tierra bramaron, para asustarlas, las nubes se fueron llenando de la fuerza de los dos rivales.

Ni los ríos, ni los océanos pudieron rebelarse ante tal fuerza y tuvieron que esperar, en el encuentro, la acaricia de ambos.

Y en su abrazo de fuerza estalló la luz, y después el grito del cielo.

Así despertó la luna aquella noche, pero ella sólo oyó el llanto de los niños, y supo que tendría que enfrentarse sola. Ni siquiera las estrellas esta vez la acompañarían, pues siempre asustadizas de su fin, se escondieron en el último rincón del firmamento.

Cuánto le hubiera gustado que esa tormenta fuera para ella, y en la lucha gastar su vida.

Siguió gritando el cielo, y las nubes cerraron el paso a la luna intentando apagar su brillo para que no cumpliera su misión, robándoselo y estallándolo en rayos que caían sobre la tierra.

Y en el estruendo, más llantos.

Qué ironía, nuestra luna, a veces renegando de serlo, no podía entregarse a esa tormenta, si era un niño el que lloraba. Y mientras trataban de robarla su luz, por dentro se llenaba de fuerza, esperando el momento oportuno.

Y otro relámpago, y otro trueno, y otro grito, y más llantos.

Los dos vientos se fundieron en uno en su lucha, y en ese momento se hizo un silencio, el vacio, como en una tormenta perfecta en medio del océano, y la luna lo aprovecho para lanzar un susurró "a través del cielo vendré para ti" y lo hizo tres veces haciendo que su voz retumbara sobre las nubes que le cerraban el paso.

El viento huyó, y entre lágrimas y nubes, la luna se dejo ver y los llantos de los niños cesaron.

Un pensamiento: "Quizás la próxima vez tengas el valor de venir a por mi pero mientras, yo le protegeré a ellos".







miércoles, 20 de mayo de 2009

MI VIDA EN MUSICA. MÁS CAÑA EN LOS 80.



Con esta entrada una de dos, o podéis pensar que vamos a jugar al guitar hero, o que tanto estar con el diablo, últimamente, éste ha acabado poseyéndome y en estos momentos estoy en trance como la niña del exorcista, girando el cuello 360 grados.

Bueno, pues para vuestra tranquilidad os diré que ni lo uno, ni lo otro, aunque respecto al diablo, deciros que últimamente "veo muertos" ja ja ja ja ja ja ja ja ja. Joder que es broma.

Ya os dije una vez que uno de mis hermanos se pirrió por la música heavy y el Hard rock, y al final algo, claro, se pega. Pero quizás el mérito más grande de que hoy en día recuerde tanta música heavy se lo tengo que otorgar también a mis queridos amigos "los heavy".

¿Os acordáis? Entonces se nos agrupaba en grupos, estaban los rockers, los punkys, los pijos, los tecno, los de la música disco y dance, los de la móvida madrileña, los clásicos, los rumberos, y claro está, los Heavys (y seguro que me dejo algún grupo más). Bueno y, también aquellos a los que no se nos incluía en ningún grupo, porque o no teníamos todavía muy claro qué música nos gustaba o nos gustaba casi toda (éste es mi caso y la cruz que llevo a mis espaldas, ser una ecléctica).

Pues yo tuve la suerte de que nuestra panda, cuando eramos críos, había de todo, y por supuesto los heavys estaban representados en cuatro amigos, que hoy en día siguen viviendo la música heavy y el Hard rock con la misma intensidad.

¿Queréis un adelanto? Vale, vamos a empezar. Y no penséis que voy a ir a lo fácil y ahora os voy a hinchar a poner videos de Europe y Bon Jovy. NOOOOOOOO. Empezamos con un grupo muy clásico en esto del rock duro, ACDC, y una canción que para empezar no está nada mal.



Si es que hasta los que no eran Heavys iban a aquellas discotecas que ponían de todo tipo de música y acababan a golpe de melena, cuando sonaban estas canciones.

Y es que muchos de estos grupos aunque sonaron en lo setenta, en España, llegaron algo más tarde. Recuerdo lo que a mis amigos les costaba encontrar discos antiguos de grupos como los Led Zeppelin. Menos mal que se empezó a poner de moda que nuestros padres nos llevarán a Inglaterra o a Irlanda a aprender hablar inglés, y allí el mercado de la música era más amplio. No puedo evitarlo, tengo que poner una de ellas, y subir el volumen por favor, porque es pecado si no lo hacéis.



Jo que guapos eran algunos, y con esas melenas mejor cuidadas que muchas mujeres. Lo que se debían de gastar en cremas suavizantes. Pero aquí en España había muchos padres que se declaraban totalmente en contra que sus hijos llevaran el pelo tan largo. Mi padre a mi hermano le acompañaba y todo a la peluquería para evitar tentaciones ja ja ja ja.

Vamos con otras melenas de los grupos más clásicos y me voy a uno que a mi especialmente me gusta, porque intentando indagar en estos últimos tiempos en la música doom, empecé con ellos como grupo origen. Son los Black Sabbath



Y si entonces nuestros padres prohibían a los chicos llevar las melenas largas, cuando ahora que recuerdo muchos en los setenta la llevaban, y si no, tirar los de mi generación de las fotos de vuestros bautizos, también se declaraban en contra de esos pantalones ajustados y de las mallas que llevaban muchos de estos cantantes. Ja ja ja jaj aj a, algunos tuvieron que ceder con el tema de las camisetas y mi hermano logro un par del grupo de los scorpions. Pero no, no voy a poneros una de sus baladas. Esas me las reservo para otra entrada, y me voy a ir a otro grupo que es uno de mis favoritos, y que he tenido la suerte de ver en directo, y cuyo guitarrista me ha traido por el triste camino de la amargura ja ja ja ja ja. Son los Deep Purple y este smoke on the water.



Y si algunos padres al final pasaron porque sus hijos llevaran el pelo largo, los pantalones ajustados y esas camisetas negras tan caracteristicas, por lo que no pasaron casi todos, fue por el tema del maquillaje. Y algunos ya sabreis a quién vamos a escuchar. Sí otro grupo antológico en esto de la música heavy. El grupo Kiss.



Llegado a este punto, ya lo tengo decidido, tengo que hacer otra entrada, porque me quedan mogollón de grupos por recordar, y ni siquiera he tocado muchos palos. Y tampoco llegué a España, que aquí también hubo buenos grupos Heavys.

Pero para acabar, qué tal un grupo con una cantante que a más de uno le ha quitado el sueño. Es que vaya pedazo de rubia. Y es que en esto del Heavy también hubo mujeres. Como Alice Cooper, pero no es el caso (porque como bien dice Rafa no era una mujer sino un grupo que llevaba el nombre de una mujer y se definían asimismos como "masculino por la fuerza, femenino por la sabiduría e infantil por la fe". Venga os mando un regalito.



Y ahora un besito para todos, y espero que disfruteis de la música tanto como yo.

lunes, 18 de mayo de 2009

EL QUINTO CUENTO DEL DIABLO Y LA LUNA OSCURA: ASRADI

CUENTO ESCRITO POR DIABLO Y LUNA OSCURA

artplaces.com/nielsen/images/snow-queen.jpg

Cuentan que una noche, la luna en todo su apogeo viajo hasta las tierras cubiertas de hielo, llenándolo todo de una luz cegadora, y que de uno de sus destellos nació la más hermosa de las Asradi cuyo nombre fue Rekoa.

Igual que las demás, su piel y cabellos contenía la blancura de la luna y la frialdad del hielo: Sin embargo sus ojos encerraban la oscuridad de la noche y el deseo de poder contemplar el día.

Pero las Asradi no podían exponerse a la luz del sol, hacerlo, implicaba su muerte, y en eso Rekoa no era diferente a ellas, aunque en su interior luchaba por serlo.

No quería concebir su vida encerrada en ese mundo de oscuridad con la única luz de la luna y decidió rebelarse, contra ella, contra la luna, resolviendo que cada noche se adentraría un poco más en la tierra desconocida siguiendo el curso del gran río helado. Así para sobrevivir a la luz del sol, hasta encontrar su destino, unicamente tendría que sumergirse en el fondo de sus aguas.

Y así lo hizo abandonando a sus hermanas, y renegando de su madre, que cada noche la lloraba.

Durante su trayecto por el río, tan solo abandonaba su acuática senda en las noches de plenilunio para que la luz de la luna plateara sus cabellos.

Madre Luna no podía dejar de pensar en su hija. Fue por esta razón por la que decidió parlamentar con Tonathiu “El que regala la luz” para intentar llegar a un acuerdo con él. Tras las negociaciones pactaron que en esas latitudes, al norte del mundo, las noches alargarían su duración durante el plazo de un cíclo. La dama plateada consideró que sería un buen trato ya que durante ese tiempo Rekoa podía desistir en su aventura y regresar a su hogar.

Rekoa continuó su viaje. Al darse cuenta de que el sol llevaba mucho tiempo sin lucir, lejos de darse por vencida aumentó su anhelo y aprovechó para acelerar su marcha hacia la región de Qland. En esa zona, justo en el centro, se encontraba el gran volcán por donde la gran esfera de fuego salía anunciando la mañana. La Asradi caminaba en la oscuridad viendo como danzaba la aurora boreal mientras le señalaba el camino a seguir.

Vivió con ansias su viaje, esperanzada en la idea de que todo le conduciría a otra vida en la que podría ser ella. Incluso cuando empezó a atravesar aquellas tierras de arena caliente, y el agua de su río cada vez estaba menos gélida, no perdió su anhelo.

Cerca estaba de agotarse ella y el tiempo de la aurora boreal, cuando por fin llegó a pies del volcan y sintió que le faltaba el aire para respirar.

Una vez más se sumergió en el agua tratando de enfriar su cuerpo, y al salir se encontró cara a cara con Tonathiu, envuelto en una gran capa negra.

Éste, al verla se estremeció pues nunca antes se había encontrado con un ser de la noche con tanta fuerza en su interior, y sintió como comenzaba a debilitarse, perdiéndose en la profundidad de sus ojos, y haciendo tambalear el pacto que había hecho con la luna.

_¿Eres tú quien me puede ayudar?

Tonathiu volvió a mirar fijamente a la Asradi. Él era consciente de la fuerza y de la valentía que había demostrado Rekoa durante su odisea siguiendo un sueño. Sin embargo no podía hacer posible el deseo de la reina del hielo sin que su vida terminase en ese mismo instante. Y así temía que iba a ser ya que estaba a punto de cumplirse el plazo establecido.

El suelo comenzó a moverse y por el cráter del volcán surgió un ruido ensordecedor. Nada se podía hacer…no había tiempo para el retroceso. El gigante, apiadado, intentó cubrir a la dama con su oscura capa para protegerla de los primeros rayos que empezaban a fluir como si fuera una erupción y con una energía inusitada tras tantos días de haber permanecido encerrado. Fue en vano. Según ascendía la esfera incandescente el cuerpo de la Asradí se transformaba en vapor. Por unos segundos consiguió ver amanecer y la luz del día pero se convirtió en nubes que plagaron el cielo. “El dador de luz” vio como ascendía de esta manera y mientras el sol se elevaba también lentamente, en lo más alto del cielo apareció una estrella que anunciaba la mañana…el lucero del alba. Esa fue el primero de todos los amaneceres en el que estuvo presente.

Por las noches brillaba cercana a su madre la Luna y la pusieron el nombre de “estrella del norte” para que guiara a todos los caminantes en la oscuridad.

domingo, 17 de mayo de 2009

LA FORASTERA Y EL CONCURSO DE A VER QUIÉN TIENE EL JARDIN MÁS BONITO




Lo malo de heredar un jardín es tener que aprender a cuidarlo porque sabes que tus padres, tarde o temprano, vendrán a visitarte y lo examinarán con detalle.

Porque, aunque me vendieron la casa y en el lote iba incluido un surtido variado de vegetación con la que, en teoría podía hacer lo que me diera la gana, en el contrato de compra-venta, escrito en letra minúscula invisible, se incluía la clausula de "Ojo con lo que vas a hacer con los rosales y arbolitos de tu madre".

Claro, en estos años, no me ha quedado más remedio que adentrarme en el mundo de la jardinería, y cuando llega la primavera me tengo que poner manos a la obra porque aquí, en este pueblo, si no tienes un bonito jardín no eres casi nadie.

Si encima que soy forastera no soy nadie, dentro de nada me cambiarán el apodo al de mujer invisible, y como que no, como que este año he decidido que la forastera gane ese dichoso concurso cuyo premio es que las entrañables asiduas y demás parroquianas que se congratulan con ellas, se pongan verdes de envidia, porque el verde es el color de la primavera, y seguro que las favorece.

Y ya que mi madre era reconocida por sus rosas tengo que demostrar aquello de "Dichosa la rama que al tronco sale".

Este concurso se trata de una carrera de fondo en el que gana quien luzca los mejores ejemplares.

Lo primero que hay que hacer si pretendes ganar es hacerte con un buen equipo de utensilios y herramientas: tijeras de podar (cuánto más grandes mejor), regaderas, rastrillos. Y si a eso le añades un gorrito y unos guantes haciendo juego, tu adversario pensará que te lo tomas en serio y se sentirá intimidado.

Yo me compré el año pasado hasta una cortadora eléctrica para recortar los alibustres. Y vamos que si intimido, sólo me falta la careta para parecerme al de Vienes 13.

Luego, tienes que hacerte ver en los viveros de los alrededores, donde puedes encontrarte a algunos de tus adversarios.

Un consejo: intenta jugar al despiste si lo que pretendes es comprar algún producto para acabar con el pulgón, que no piensen que eres débil.

Y, cuando veas esas flores de temporada, acercate a ellas con indiferencia aunque te estés muriendo de ganas de comprarlas. Suelta algún buff como dando a entender "este año no son buenas", porque si te aceleras y pierdes el control, demostrando tu interés, comprarlas puede convertirse en una lucha encarnizada peor que la de las rebajas.

Después de la guerra sicológica, llega el trabajo duro, hay que embadurnarse de tierra (no te quejes que cuando eramos pequeños nos encantaba).

También ayuda conseguir un par de arañazos en manos y brazos tratando de enderezar y atar los rosales rebeldes (que siempre las heridas de guerra vienen bien para presumir).

Y, finalmente hay que acabar agotado regándolo todo para que quede bien limpito, y sacando lustre a las macetas (yo este año decidí crear en una zona, un patio al estilo cordobes, y sólo me falta cantar por sevillanas).

La verdad que una vez que has acabado, a lo mejor te pasa como a mi este año, que estás tan cansado que en lo último que piensas es en si habrás ganado o no. Sólo te apetece ver florecer esas rosas, los jazmines, la hierbabuena, mis cerezos, el ciruelo.... Y si encima lo haces sentado, acompañado de una cervecita fresquita, creo que no hay mejor recompensa.

Bueno sí la hay, es el mejor premio que se puede tener, cuando vienen mis padres a verme y entre el aroma de las rosas y de la tierra mojada te dicen "Qué bonito tienes tu jardín".

Y.... bueno qué leches, que si no gano este año, será el que viene ja ja ja ja ja jaja ja.

Bueno niños, quería agradeceros a todos vuestras felicitaciones en estos días, la verdad es que no me esperaba tantos regalos y muestras de aprecio.

Así que algo tengo que hacer para devolveros un poquito de lo mucho que recibo, y sólo me ocurre, eso, regalaros mis flores. Espero que os gusten. Un besito para todos y feliz comienzo de semana.

Y Manolo, especialmente para ti, porque lo prometido es deuda, elige la que más te guste.


¡Tus propias imágenes en una Slideshow para MySpace, Facebook, orkut o tu página web!mostrar todos los imagenes de esta slideshow

sábado, 16 de mayo de 2009

EL CUENTO Nº18 DE LA LUNA OSCURA: LA EXCLAVA DEL DESIERTO




Aquella noche despertó la luna oyendo un canto afligido, y conmovida, como siempre, acudió con su perpetua luz hasta el lugar de su fuente.

Viajó a través de la oscuridad a tierras lejanas de océanos de arena, y allí se encontró un palacio rodeado de palmeras. Un pequeño vergel en el desierto alimentado por un rió de aguas cristalinas, que brillaban acompasando la voz de la exclava que se encontraba a sus orillas.

A la luna, nuestra luna, aquella le pareció una canción hermosa, tanto como la belleza de Yaiza, pues así se llamaba la joven.

Su cuerpo, lleno de curvas de deseo y con unos pechos y caderas llamados a la vida.

Su piel, del color de la canela y con su mismo aroma.

Sus cabellos, largos y ondulados, del color de sus ojos.

Y sus ojos, negros como la noche más oscura, e igual de profundos.

En la orilla del río, mientras enjuagaba su cuerpo con el agua y unas flores, cantó la historia de su vida, y de como siendo niña fue alejada de su familia y vendida a ese palacio al servicio de su señora, quien viendo la incipiente belleza de Yaiza, decidió, por celos, encerrarla en sus aposentos, y sólo cuando acudía a los de su marido, permitía que por unas horas la joven pudiera salir de allí.

Y en esas horas acudía al río donde su alma se sentía libre.

Su canción también contaba como una noche mientras se bañaba, se adentró en el río, y desde allí vio como en la orilla un hombre la contemplaba, y al mirar sus ojos, se sintió realmente prisionera.

Pero al salir del agua él ya no estaba. Y no dejaba de preguntarse quién podría ser.

Pasaron muchos días hasta que su señora la dejo nuevamente libre, y ella acudió de nuevo a su río, y al adentrarse de nuevo en las aguas, supo que él estaba allí y quiso hablarle, pero cuando lo intentó él ya no estaba.

Y volvieron a pasar más noches. Y cuando por fin fue libre, acudió a ese lugar, y en la orilla, una flor del desierto silvestre. Y ella supo que era de él, pero él no estaba.

La luna, cómplice de su tristeza, quiso mirar más allá, y a lo lejos, en el palacio, contemplo como un hombre desde la terraza de sus aposentos miraba hacia el río y en su mano, la flor del desierto, y en sus ojos el deseo por un amor imposible que le cantaba.

En un guiño le iluminó y brilló con más intensidad sobre él para que Yaiza pudiera verle.

Tan sólo fueron unos segundos pero en ellos con sus miradas se entregaron todo su amor.

Y más allá de esos segundos la señora pronunció el nombre de su marido.

Pensó la luna que tendría que consolar a la exclava, pero al acercarse de nuevo a ella, vio la serenidad en sus ojos, porque ella sabía que él la amaba, y con resignación contempló como la joven regresaba a su celda con la esperanza de volver a ser libre en su
alma.

jueves, 14 de mayo de 2009

EL CUENTO Nº17 DE LA LUNA OSCURA: EL CUADRO DE LA LUNA




Ya era una costumbre que cada noche, cuando la veía aparecer toda majestuosa, el joven pintor la dibujara de mil maneras en su mente.

Ante ella, todo era posible, incluso casi llegar a tocarla.

Pero cuando trataba de plasmar ese momento, el pincel de sus manos comenzaba a temblar.

Pintó cielos negros cubiertos de estrellas, incluso aquellos amaneceres en los que sentía su abandono.

Pero cuando se trataba de dibujarla a ella, sentía la frustración, y sus lienzos quedaban huecos y oscuros.

Y sin embargo, su alma estaba llena de todo su color.

Conoció mujeres que en sus ojos tenían sus destellos, y quiso pintar miradas, pero quedaron también vacías.

Y sin embargo, no se cansaba de verla.

Una noche casi estalla al contemplar su reflejo en aquel lago, y también quiso plasmar eso, su reflejo, pero era tan exacto a ella...

Por un tiempo, tomó la decisión de no volver a mirarla. Trató de olvidar, pero cada vez que cerraba sus ojos allí estaba golpeándole con su forma, y aunque sus párpados luchaban por no hacerlo siempre acababan rindiéndose cuando sentían su presencia.

Entonces, decidió hacer lo contrario, saturarse en la contemplación de la eterna. Y cada anochecer la esperaba tumbado en la hierba, disfrutando de cada segundo en el que su luz le iba cubriendo.

Noche tras noche la respiró, llenándose de ella hasta que sus ojos murieron en la belleza de su resplandor.

Sintiéndose perdido en la oscuridad de su estudio, creyó morir en el castigo de su amor. El no volver a verla era la condena para su deseo, la agonía de quien amó sin cordura.

Al límite de su vida creyó perder todos los colores cerrando aún mas sus ojos, negándose el arte que, sin saberlo, ella le había otorgado.

En ese momento crucial sintió el aroma del oleo que llevaba escrito su nombre, aquel que nunca pudo utilizar.

Encerrado en su sombra, totalmente embriagado, pintó su oscuridad desplegando su dolor al tiempo que sus dedos se bañaban en su esencia. Y con ella acarició la negrura dibujada y pudo verla por fin, a la luna, a su eterna y amada luna.



Para todos vosotros que me leeis y que estais.

Un besitoooo muy fuerteeeeeee.

miércoles, 13 de mayo de 2009

FELIZ, FELIZ EN MI DIAAAAAAAA. DIOS MÍO OTRO AÑO QUE HA CAIDO.




Buenos pues ya ha llegado este día y, aunque no me hace ni puñetera gracia que se sume a mi edad otro año (es que se están sumando demasiado deprisa), en el fondo me alegro de poder celebrar que empieza otro año para mi vida, y que, como siempre digo, espero que me traiga sobre todo cosas buenas.

Si mi madre hubiera hecho este post, tengo muy claro como lo empezaría, porque todos los años, y digo todos, me cuenta como fue el día de mi nacimiento, y como casi vengo a este mundo en el coche nuevo de un vecino, que de camino al hospital la decía "Lina, a mi no me hagas esto que el coche es nuevo", y mi madre toda preocupada por si se lo manchaba ja jaja ja ja .

Vale también estaba preocupada porque mi aparición en este mundo iba a ser demasiado prematura, tanto, que al final dio a luz vestida, y nada más llegar al hospital tuvieron que bajar de la camilla a una que iba al paritorio y poner a mi madre, porque como decía "lo que tenía ya estaba allí".

Y tanto que estaba allí, creo que fue uno de los partos más rápidos del mundo mundial, aunque yo no me acuerdo, y para mi madre más sorprendente, porque después de dos cabezones, estaba convencida de que al final tendría un equipo de fútbol, y para nada se esperaba que fuera una cabezona.

Vamos que estaba convencida de que era un niño y ni siquiera me compró nada rosa, y mi pobre bisabuela tuvo que salir corriendo a comprarme algo.

Pero mi madre no fue la primera persona en verme, a parte de la matrona y de los médicos. Al nacer prematura me tuvieron que llevar corriendo para hacerme pruebas y examinarme, y pasaron seis horas antes de que me viera. Y aunque a mi madre le decían que estaba bien, como ella dice, hasta que no me vio y comprobó que tenía todos los dedos en su sitio no se quedo agusto.

Fue uno de mis tíos, mi tío Jesús, el que al ver que no me llevaban, removió Roma con Santiago, hasta que me vio y consiguió llevarme hasta mis padres que creo que dijeron, entre lágrimas, que era la niña más bonita que habían visto nunca. Ohhhhhhhhhhh

Si mi madre tuvo la responsabilidad de darme la vida, mi padre tuvo la responsabilidad de colocarme un nombre. Como pensaban que era niño tenían claro que me iba a llamar Daniel o Esteban, pero no habían pensado en un nombre de chica. Bueno sí pensaron en Cristina, pero a mi padre cuando fue a registrarme se le olvido (eso dice, yo creo que el nombre de Cristina no le gustaba) y me colocó el de Ana, y como en mi casa todos tenemos nombres compuestos, me añadió un segundo nombre.

Y hoy es el día que más oigo este nombre completo, porque a mi, la verdad es que prefiero que me llamen Ana, pero realmente me llamo Ana Isabel y hoy mis padres, hermanos y demás familiares no se cansan de decirlo.

Supongo que no soy la única persona que en este día le cuentan la historia de como vino al mundo, la hora exacta, lo que pesó y midió, cómo fue su infancia, y cómo ha cambiado. ¿La verdad? a mi me encanta que me la cuenten, y espero que me la sigan contando muchísimos años más. Por escucharla no me importa cumplirlos.

¿Qué cómo era yo? ja ja ja ja ja ja.


Y ahora vamos con la FIESTAAAAAAA, porque no os habríais pensado que no iba a celebrarlo con vosotros. Pues la verdad es que sí, que tenía claro que este primer cumpleaños también iba a celebrarlo en este mundo blogger que tanto me está aportando.

Así que imaginaros que estáis conmigo y que esta tarta nos la vamos a comer juntos todos, porque aquí si tenemos que engordar o todos o ninguno. Así que a soplar las velas conmigo.



Que con estas copas brindo por vosotros y porque celebremos muchos más cumpleaños juntos. Así que coger las copas y brindemos por la amistad.



SÍ QUE LO SE, QUE NO LO DIJE, CUMPLO 37 AÑOSSSSSSSSSS. Qué de cuántos. Aunque todavía estoy genial para mi edad, y sentido del humor no me falta.

Un beso muy fuerte, y por supuesto una canción. Y claro tenía que ser de los ochenta, así que a cantar todo el mundoooo. "Cumpleaños Feliz" de Parchis.


Y no sigo más porque, al final me voy a emocionar. ¿Qué cómo era yo?. Bueno, a falta de un buen scanner, a ver si os hacéis una idea....


martes, 12 de mayo de 2009

MI VIDA EN MUSICA. UN POCO DE MARCHA EN LOS OCHENTA. HOY LA NECESITO.



Hoy me adelanto en la entrega de la música de los ochenta.

Que ¿Por qué? porque mañana es mi cumpleeeee, aunque prefiero no pensarlo todavía, y no sé si haré una fiesta o me tiraré al sofá a deprimirme porque soy un año más vieja. Joder es curioso que pase un día y tengas un año más. Pero tranquilos que será FIESTAAAA y espero compartirla con vosotros.

Y ahora, me dejo de ñoñerías, y nos ponemos con la música de los ochenta, y, aunque tenía que seguir con los hombres de los ochenta, hoy me he levantado con ganas de marcha, y de meter un poco de cañaaaaa, así que prepararos, que empiezo.

¿Y si lanzamos una bomba o un misil? ja ja ja ja jaj a, que no lo digo en serio, que era para darle un poco de emoción al tema.

Para bomba la que lanzó un grupo, que revolucionó mucho el panorama musical y no sólo por las pintas que llevaban. Una de sus canciones volvió loco a medio mundo.



Seguro que muchos no la habías oído hace mucho tiempo. A mi me encanta descubrir esas canciones que guardo en la memoria y que cuando las encuentro me digo a mi misma "Pero si me acuerdo". Es genial esa sensación.

Hubo otro grupo que también hablo de bombas que a mi, particularmente me gusta muchísimo. Uno de los que empezó a incluir la música electrónica en su canciones. Es O.M.D. y ese ENOLA GAY, que hoy no os pongo porque he dicho que voy a meter caña, y la canción es más lentilla, pero que os recomiendo. http://www.youtube.com/watch?v=WZ_X43zcXcU

Y no me digáis que me relaje, que no me da la gana. Y hablando de relajarse, más marcha ja ja ja ja ja jaj a, y esta vez de la mano de Frankie goes to Hollywood



Como para relajarse, así es imposible, y que no quiero, que tengo que disfrutar a tope de este día, que mañana tengo que ser más adulta ja ja ja ja. Y que incluso tengo ganas de bailar.

Y hablando de bailar ¿ os acordáis de "Foot loose"? No es que sea un peliculón pero hasta yo convencí a mi madre para ir al cine a verla, pues venga a bailar con Kenny Loggins.



Y quién quiera puede hasta bailar break dance ja ja ja ja jj aj a ja. Que se de algunos que todavía lo bailan y no quiero señalar. Y esa imagen atormentará mi mente.

Hablando de mentes, de memoria, y de que hoy me he propuesto hilar los videos como sea. Otra canción de esas que cuando la oyes, no puedes evitar mover un poquito los pies, y se queda siempre en tu mente, de otro grupo que madre mía como se lo ha currado, Pet Shop Boys.



Van cuatro videos y sólo puedo poner dos más que si no me van a regañar joooooooooo

¿Qué tal uno de Katrina & The Waves? porque aunque soy la luna oscura, el sol me da la vida. Qué rabia no poder poner el video original, pero bueno os pongo otro, ya sabeis cosas del copyright



Cómo me gusta esta canción. Aunque no os lo creáis he bailado y todo.

Buffffff, ahora viene lo difícil, elegir la última y anda que no hay. Bueno, la verdad es que es genial ser blogger, y poder hacer lo que quiera, así que no me voy a poner triste que siempre puedo poneros más otro día.

Así que a por la última, y como me he pasado mucho con la música extranjera, voy a poner una en español, que cuando hablo de los ochenta siempre se me viene a la cabeza, y aunque estaba reservada para otra entrada, qué leches, me apetece ponerla.

Y con esta si me despido, hasta mañana que espero veros a todos, a lo mejor hasta hago una tarta, aunque ya sabéis que eso de la cocina no se me da muy bien.

Un besito para todos y disfrutar esta última que sé que lo hareis. Es de Tino Casal, y seguro que más de uno ya sabe cuál es.

Y QUE SIGA LA MARCHAAAAAAAA.



domingo, 10 de mayo de 2009

Y NOS FUIMOS DE BODA. ME DUELEN LOS PIESSS




Qué razón tiene Hargos, si es que ir a una boda es como los Memes que nos llegan en este mundo blogger. No podría haberlo definido mejor.

Primero te llega en forma de invitación, y lo primero que piensas es "Madre mía vamos de boda". Y aunque de algunas te puedes escapar, a veces es tal el compromiso que te une a esa persona, que de otras es imposible.

Luego, vienen los preparativos que, en este caso te llevan bastante más tiempo (aunque no os creáis, hay memes que hasta que los sacas buffff). Búscate un vestido, los zapatos, el bolso ese minúsculo que llevamos y que luego no nos coge nada, los complementos..., programa sesión con la esteticien, con la peluquera, con la maquilladora.... Vamos que al final parece que cada mujer que va a una boda sea ella la que se case, porque niñas confesemoslo, cuando tenemos que acudir a esta serie de acontecimientos sociales ninguna esta exenta de intentar ir divina de la muerte.

Cuando por fin llega el momento de cumplir, allí estás tú cara al público, y que bien cuando te dicen aquello de "que guapa estás". En ese momento respiras y dices "bueno, no vamos mal".

Si volvemos a los memes, ese sería el momento de publicarlo y esperar a que los que te siguen den su opinión. Pero cuando ya lo has terminado NO TE DUELEN LOS PIES, yo hoy estoy en mi casa, con un dolor impresionante, porque, sobre todo las mujeres, tenemos esa manía siempre de estrenar los zapatos para ir a una boda, pensando que quizás y sólo quizás esta vez no nos van a hacer daño. Pero si siempre nos lo hacen.

Pondremos la excusa de que bailé mucho, y por eso me duelen ja ja ja ja ja ja.

Pero bueno, centrémonos. Por fin pasó la boda, y como siempre te queda esa sensación de madre mía todos los preparativos que has tenido que hacer para este día, y lo rápido que ha pasado todo. Me imagino lo que tiene que pensar ahora mi amiga que va camino de Londres, seguro que todavía ni se lo cree después de meses de locura.

Siempre me pregunto por qué se puede llorar en las bodas, y no vale el chiste fácil, de que se llora por que te dan pena los novios que no saben lo que hacen y han condenado su vida...

En mi caso ayer no pude evitar emocionarme ya desde por la mañana, cuando nos fuimos las amigas a la peluquería, y la vi llegar toda nerviosa y diciéndome "Ana ¿te lo puedes creer? me caso".

Lo confieso si veo alguien llorando no puedo evitar llorar, pero en este caso no me importó por ver a una de mis mejores amigas con tanta ilusión el día de su boda. Joder si lo estoy recordando y me están dando ganas de empezar otra vez. Y eso fue en la peluquería, que luego en la ceremonia, cuando la vi aparecer, eclipsándonos a todos, no pude evitarlo, y la verdad ni pensé en el trabajo estupendo que hizo la maquilladora y al final, claro, se me corrió algo el rimmel.

Pues esa es mi teoría, alguien se emociona en una boda, comienza a llorar y los demás nos vamos contagiando. Si es que hasta un amigo mío que presume de ser duro y tener más moral que el alcoyano, lloro como un niño pequeño.

Y allí estaban los dos, dándose el sí quiero entre nervios contenidos, lágrimas (suyas y de muchos de los que allí estábamos) y por supuesto el fotógrafo lanzando a diestro y siniestro flashes.

Sigo pensando que no me gustan las bodas, pero bueno al final hay que pasar por el aro de acudir a las que te invitan, aunque luego te grabe el de la cámara de vídeo con la cuchara en la boca pareciendo que has ido sólo a comer, o te dejen medio ciega con esas fotos que te hacen en las que sales con una cara de susto que no veas (Cualquiera no se asusta con esa luz que casi siempre aparece de la nada), sin hablar de las fotos esas en las que te piden que poses, y sales con unas expresión horrorosa, porque no encuentro otro calificativo mejor.

Uno de los peores momentos es cuando vas a esas bodas en las que asignan las mesas del banquete, y acudes a ver dónde te han puesto. A mi me recuerda la Universidad cuando ponían las notas y te acercabas diciendo "por favor, por favor, que haya aprobado". Pues lo mismo. Y la verdad es que tuve suerte, aprobé y me vi rodeada de buenos amigos. Y Es que así se come mejor.

Y la verdad es que comimos muy bien, entre "vivan los novios" el "que se besen", con maestro de protocolo incluido; porque yo de protocolo poco, y claro te ponen tantas copas, tantos cubiertos, el pan que siempre te preguntas si el tuyo es el de la derecha o la izquierda, bufffff Pero allí estaba mi amigo, que es un experto, explicándonos a todos como teníamos que ir haciendo para comernos una crema de puerros a las hierbas provenzales con un crujiente de provenzal (sí chicos fue comida en plan delicatessen, y me ahorro los comentarios que luego, cuando vuelvan los casados de su viaje de novios seguro que me leen, y como pinte esto mal, no vuelven a dirigirme la palabra ja ja ja ja).

El momento de la tarta fue lo mejor,y mira que a mi no me gusta mucho el dulce, pero esta tarta como que me gustó, claro que a lo mejor fue porque ya íbamos templados con tanto vino.

No faltó tampoco el detalle de la liga, que por cierto tengo que hablar con mi amiga para preguntarla como era de grande su liga, porque eramos mogollón de gente, y cuando llego la bandeja, quedaban muchísimos trozos. Vamos que llegue a pensar que la habían hecho añicos el vestido. Pero no, todo estaba planificado, para que liga no faltara y así sacarnos los cuartos y pagar un par de letras del recién inaugurado matrimonio. Y lo mismo paso con la corbata y los calzoncillos del novio ( y a ver si alguien me explica porque tienen que quitarle los calzoncillos al novio, que es que yo, como que todavía no lo entiendo).

Vamos, que nos sacaron los cuartos de lo lindo, pero el gasto se amortizo al final con ese pedazo barra libre que pusieron, amenizada con una discoteca móvil, donde no os lo creeréis, pero volvimos a bailar paquito el chocolatero (al final le cojo manía al paquito este que me persigue donde quiera que voy).

Menos mal que eso de que la novia arroje su ramo de flores a las solteras, es algo de las películas americanas, porque si lo hubiera arrojado y me hubiera caído a mi, buffff ESO SÍ HUBIERA SIDO UN MEME, PERO DE COJONES DE DIFICIL, PORQUE YA LO DIJE, QUE NO ME CASO, QUE NO ME DA LA GANA.

En fin que lo hemos pasado genial, y simplemente quiero pensar que en esta boda, acompañé a alguien que quiero mucho en uno de los mejores días de su vida. Y va advertida de que este matrimonio tiene que salir bien, porque como se divorcie, la mato, os lo aseguro, que menuda me ha liado con que se quería casar.

Un besito para todos y espero que hoy no os duelan los pies tanto como a mi.

Y si os casais, si os casais, jolines no me inviteis a vuestra boda, que al final, seguro que acabo llorando.


viernes, 8 de mayo de 2009

CUARTO CUENTO DE DIABLO Y LUNA OSCURA: LA BATALLA EN EL CIELO

CUENTO ESCRITO POR DIABLO Y LUNA OSCURA


En el principio de los tiempos, antes incluso de que el hombre habitara el Edén, hubo una rebelión en el cielo. En desobediencia a dios los ángeles se enfrentaron unos con otros. Por un lado los afines a dios dirigidos por Gabriel. Por el otro las huestes insurrectas encabezadas por Lucifer.

Pero como en todas las guerras, surgen historias de amor entre bando opuestos…Porque ¿Quién puede afirmar a “pies juntillas” que los ángeles no tienen sexo?...Y he aquí que una de las razones del amotinamiento entre los ángeles era el reivindicar el derecho al libre albedrío. También se supone que lo fueron la lujuria y la vanidad. Pero si los hombres han de ser libres, y como libres han de tener la capacidad de decidir, ¿por qué no habían de tenerla los seres celestiales?.

Fue de esta manera que uno de los insurgentes encontró en el bando enemigo al ángel más bello de los que había visto jamás. En medio de la lucha, no pudo apartar su mirada hasta que se cruzo con la de ella. Y desplegó sus inmensas alas….como lo hace el águila marcando su territorio.

Retirada…Y durante el reposo los pensamientos de Araziel no podían evitar la memoria de la guerrera celestial.

Si la sensualidad hubiera sido dibujada en forma angelical , todos los grandes artistas hubieran pintado a Lauviah. Era el deseo y la inocencia mezclados; la voluptuosidad en blanco con un corazón en el que se encerraba la pasión.

Era Lauviah el sexo, la vehemencia de los físico condenada en un ángel que irradiaba belleza.

Pero precisamente por ser ángel, desconocía el misterio que se encerraba en ella misma: la lujuria dormida. Y por eso la cúpula celestial de Gabriel la tenía protegida, encerrada en el mar.

Por eso, cuando fue llamada a las filas de la guerra, Lauviah no dudo un momento en ponerse del lado de quién recibía las ordenes, pues al mismo tiempo acatarlas suponía la liberación de su cautiverio, y cuando emergió de las aguas y alzó el vuelo con sus alas, simplemente fue feliz al respirar el aire.

Algunos ángeles habían oído de su existencia, pero ninguno había logrado verla, y cuando apareció ante ellos todos se extasiaron al ver su belleza, y la gracia con la que se movía, y Gabriel supo que todos la seguirían, pues ella era la guerrera, y aprovechándose de su inocencia, la nombró a su derecha en el gran combate.

En la lucha, Lauviah estaba dispuesta a acabar con todos para seguir respirando, pero no contó con que alguien la iba a robar su propio aliento. Fue en ese primer enfrentamiento cuando sintió que alguien la observaba , y al tratar de buscar su origen, se encontró con un ángel cuya forma de mirarla no le pareció hostil. Y sonó la retirada.

Aquella noche, acostada a los pies de Gabriel, no pudo dejar de pensar en él, y la brisa de Lucifer le trajo su nombre: Araziel.


Al día siguiente el escenario fue de nuevo el campo de batalla. La lucha era más encarnizada por momentos. Todo estaba sembrado de gritos, de azulada sangre, y de alas sesgadas. Y en el fragor de la batalla Araziel sintió una presencia amenazante a su espalda, girándose rápidamente a la par que tomaba posición defensiva, justo a tiempo para interceptar el acero contrario. Un segundo eterno… Porque sus negros ojos se cruzaron con los de Lauviah, al igual que se habían cruzado sus espadas… Y tras ese segundo eterno, él reaccionó saltando y, aprisionándola por la cintura, abrió en toda su extensión los dos miembros emplumados mientras Lauviah intentaba resistirse. Se elevó por los aires, hasta los confines del cielo abandonando la zona de contienda.

Así llegaron a las orillas del mundo, donde nada había y nada les rodeaba, donde Dios no alcanzaba y mucho menos Gabriel. Tomaron tierra. Sin mediar palabra, el rebelde la abrazó para besarla a continuación. Pero no fue ni un abrazo ni un beso forzado, por que con el contacto Araziel exhaló algo que había desconocido hasta entones la guerrera…el libre albedrío. Conociéndolo, fue ella la que asió más fuertemente al íncubo. Al instante sus alas se tiñeron del mismo tono que las de él, negras como las alas de un cuervo. Había elegido. Ella misma eligió convertirse en súcubo, pasando a ser de la orden de Lilith. Con las caricias se despojaron de los petos, juntando sus cuerpos en medio del Reino de las Ausencias.

Completando el vacío de ese reino, se entregaron los alados al goce de sus cuerpos renacidos, que encajaron con la misma perfección de la creación, en un orgasmo que hizo temblar los mundos. Y después, en el agotamiento, sus cuerpos se enlazaron en un hermanamiento dulce.

Abrazados, con los labios unidos en el beso más perfecto, se entregaron a un sueño, del que ya no había regreso, pues habían quebrantado todas las normas existentes, olvidándose de la guerra en la que habían participado, ajenos a la muerte, y gozando de la vida.



jueves, 7 de mayo de 2009

¿DE QUE HABLAMOS LOS HOMBRES Y LAS MUJERES? ¿HABLAMOS DE SEXO?




Ayer hablaba con un amigo de las conversaciones que podemos llegar a tener los hombres con las mujeres y viceversa.

Porque, creo tener más o menos claro de lo que habláis los hombres entre vosotros: política, trabajo, deportes, coches y motos, tetas y culos, y mujeres. Y no siempre por ese orden.

Vale, vale, que estoy generalizando, qué lo sé, y se también que hay excepciones.

Siguiendo con esa línea de generalizar tengo más claro que cuando nos juntamos las mujeres, aparte de que hablamos más (es algo que nos viene impuesto por genética ja ja ja ja ja), solemos hacerlo: del mundo de la belleza, osea de trapitos, depilaciones, cremitas, y dietas milagrosas para alcanzar el peso ideal; de lo poco que nos gustan algunas tareas domésticas, de lo caro que está todo, de tetas y culos (en esto coincidimos con el sexo opuesto, pero solemos hacerlo de una forma dierente cuestionándonos la naturaleza o artificialidad de los mismos ja ja ja ja ja); y por supuesto de los hombres.

Nota: he dejado aparte la cuestión de si cotilleamos o no. Claro que lo hacemos, aunque también es cierto que hay mucha leyenda urbana al respecto y que hay hombres a los que también podríamos incluir ( algunos dominan esta técnica mejor que las mujeres, con una maestría extraordinaria)

Ahhhhh en lo que coincidimos ultimamente todos es que hablamos de la crisis. Pero de la crisis mejor no hablar hoy.

Pero.... ¿DE QUÉ HABLAMOS LOS HOMBRES Y LAS MUJERES CUANDO NOS JUNTAMOS?

Creo que depende de la confianza que se tenga, de la relación de parentesco, del ambiente o situación en la que se esté, y del estado de ánimo, por supuesto.

Si hablamos de confianza, me resulta curioso como, a veces, sin conocer mucho a una persona se puede hablar desde cosas muy triviales, como el tiempo, a cuestionarnos hasta el sentido de la vida, y la propia felicidad, pasando, por supuesto, por los gustos personales (así muchas veces hablamos de cine, de música, de literatura...).

Claro que esas cosas por ejemplo no lo haces en el médico, sino en un ambiente un poco más propicio para el entendimiento.

A veces, la relación entre confianza y conversación puede ser inversamente proporcional, y si no fijaros en la cantidad de parejas que rompen alegando falta de comunicación. Aquí ya estaríamos en el grado de parentesco, o casi parentesco.

Y hablando de parientes, me sorprende ver como hay personas que hablan de todo con su familia. Yo de todo, de todo..., no hablo con mi familia ja ja ja ja ja ja. Si lo hiciera creo que a más de uno, sobre todo mi padre, le daría algo, si hablase de política.

A mi me gusta esa confianza, digamos intermedia, que te da pie a hablar de casi todo, como por ejemplo la que tenemos mis compañeros de trabajo y yo. Algunos nos conocemos desde hace más de seis años, yo siempre digo que son mi otra familia, y entre nosotros hablamos de muchas cosas. Vamos, que casi nos sabemos nuestra vida al completo y hasta nos damos consejos cuando uno discute con su pareja.

Si es que hablamos hasta de sexo. Sí he dicho sexo ¿Qué pasa?. A ver si me vais a decir que vosotros no habláis de este tema que puede llegar a ser muy, pero que muy interesante.

Aunque bueno, tengo una compañera que cuando participa en estas conversaciones, ella habla de "hacer el amor" en su sentido más romántico. Es que la cuesta hablar más allá de ese aspecto, y eso que tiene tres hijos y que supongo que tendría que saber mucho sobre el tema.

También tengo uno que cuando habla lo hace en plan morboso, recreándose en lo que haría o no a la rubia que acaba de conocer. Y claro, consigue que sus compañeras nos tiremos a su cuello pero para estrangularle. Porque hay hombres que cuando hablan de sexo nos utilizan a las mujeres como claros objetos sexuales. Y sí, lo somos, pero joder no nos lo digas a nuestra cara, sobre todo en una frase en la que incluyes la expresión " a cuatro patas", ni que fuéramos animales.

Quitale el morbo, y el corte, y habla del sexo de una forma natural, y puedes aprender muchísimo.

Incluso pueden llegarse a romper esos mitos que existen por ejemplo sobre la duración, la cantidad, y sobre todo lo que en general puede gustar o no.

Joder ¿ por qué todos los tíos se imaginan lo que nos podría gustar meternos en una cama dos mujeres y un hombre?. Que no, joder, que, en general, y vuelvo a generalizar, no nos gusta. Y tampoco meternos con dos hombres, que imaginate que luego se gustan entre ellos y te quedas a dos velas.

De eso se trata, muchas veces , de hablar de lo que harías o no harías, descubriendo que casi todos los hombres están obsesionados por entrar por el lado contrario. Joder que sí, que estamos de acuerdo, que hay que probar de todo, aunque haya mujeres que se muestren reacias, pero antes de hacerlo hay que aprender un poco al respecto, y mentalizar a tu pareja, y sobre todo estimularla. Y claro, también deberíais probarlo. Pero ay amigos cuando a algunos hombres os tocan este tema. Madre míaaaaa cómo podeis llegar a poneros.

¿En qué estamos de acuerdo todos?. Pues en la importancia de los juegos previos al acto sexual propiamente dicho (madre mía que fina estoy hoy hablando no, si al final voy a parecer de las que hace el amor y no practica el sexo).

Lo confieso, soy de las que le gustan hablar de sexo, sobre todo para aprender, porque siempre se puede aprender algo más, y por supuesto practicar lo aprendido, porque la teoría sin una buena práctica, como que no, pero desde luego, después no lo contaría con pelos y señales.

Porque podemos hablar de sexo, claro que podemos, pero lo que no solemos hacer es dar todos los detalles de la noche, porque cuando se habla así entre amigos, hablamos más de teoría que de práctica, y por supuesto de una forma general, que luego vienen esas miraditas, de "no, si podemos hablar de sexo, pero mira a Ana, nos ha salido una viciosilla"ja ja ja ja ja ja.

¿Que a quién le cuento yo todos los detalles de mis noches locas?

¿Sabiais que a los hombres no les gusta que su chica hable de sus intimidades?

Como diría mi amigo Juan de Estado de Animo acabo de responder a una pregunta con otra. Sí las mujeres en algunas conversaciones jugamos al despiste, pero si es que os lo contaramos todo, sabríais más , incluso, que nosotras mismas.

Porque cuando hablan hombres y mujeres, hay que medir un poco las palabras. Que si ya de por si pueden aparecer malentendidos, en determinadas conversaciones se puede malinterpretar que es peor. BUFFFFFF a veces, que difícil es hablar, y expresarse para que consigan entenderte.

Pero qué sería de nosotros sin que nos comunicaramos.

Y yo os voy a comunicar que me parece que ya he escrito mucho, y que tengo que ir acabando, así que un besito muy fuerte para todos, y ya seguiremos hablando. Vale, también de sexo ja ja ja ja ja ja.